¿Facility Manager o arreglatodo?

Los perfiles buscados en las ofertas laborales de Facility Managers suelen estar entremezclados con otros que en nada tienen que ver.

Trabajo de gestión vs trabajo manual.

Empezaremos recordando que son muchos los paradigmas laborales de muchos lugares en los que todavía se piensa que la gestión no es trabajo.

Es decir, establecen una distinción entre quienes gestionan y quienes trabajan.

Sin embargo, también merece la pena señalar que, como dice Eduardo Arazola, «cuando se habla de mala gestión, generalmente lo que hay es ausencia de gestión«.

Y uno de los trabajos que peor se suelen realizar es el de definir el perfil del trabajo de Facility Management dentro de las empresas.

Es bastante sencillo encontrar ofertas laborales que dicen en su titular que buscan Facility Managers, pero cuando se detallan las funciones del puesto se ve que lo que se está buscando es un(a) electricista, o tal vez un(a) técnico(a) de aire acondicionado, etc.

Lo que ocurre en estos casos es que no se está contemplando la necesidad de gestión de esos trabajos, solamente su realización directa, y eso puede no ser tan bueno como suena.

Mantenimientos técnicos en plantilla o Facility Managers en plantilla.

Resulta curioso que son muchas las empresas que todavía identifican el FM con la externalización de servicios.

Es decir, que dicen que si tienes personal de limpieza propio no haces FM, y que si externalizas la limpieza, ah, entonces sí.

A estas alturas esto ya debería haber quedado aclarado y la confusión haber sido olvidada, pero la realidad es que no es así.

Por todo esto, son todavía muchas, muchas las empresas que no conciben tener un departamento interno de Facility Management, porque para ellos el FM solo se puede proveer de manera externalizada.

La realidad es que un departamento interno de FM tiene todo el sentido, por los motivos que llevamos años explicando en Easaedro, y que parece ser que tendremos que seguir repitiendo y repitiendo.

Uno de los motivos es que tu FM interno se encarga de la gestión de todo tu lugar de trabajo: servicios, energía, mantenimientos, etc.

Sin embargo, resulta sorprendente cómo, al mismo tiempo, tantas empresas consideran un acierto disponer en plantilla de técnicos de instalaciones.

Enseguida hablamos un poco de esto, pero la idea es que no están por la labor de tener personal propio para gestionar, sí para trabajar, porque la gestión para ellos no es trabajo.

Recordemos los problemas que acarrea la falta de gestión, tan habituales y al mismo tiempo tan ignorados.

Mezcla de actividades y perfiles.

Vayamos por partes, y empecemos comentando la idea de tener técnicos de instalaciones en plantilla.

Efectivamente, si eres FM ya te habrás realizado la pregunta pertinente: ¿Qué es eso de «técnico de instalaciones»?

Realmente, puede formularse de manera más abreviada: ¿Qué es eso de «instalaciones»?

En un lugar de trabajo como una oficina hay diferentes instalaciones:

  • Detección y extinción de incendios
  • Fontanería y saneamiento
  • Control de accesos
  • Electricidad
  • Comunicaciones
  • Calefacción
  • Ventilación
  • Climatización y aire acondicionado

¿Qué es, entonces, un(a) «técnico(a) de instalaciones»?

¿Se refieren a electricistas, o a fontaneros(as), o a técnicos(as) de Protección Contra Incendios….?

La realidad es más preocupante que eso: no se refieren a ninguno de esos perfiles, sino a alguien que haga de «arreglatodo», que intervenga sobre todo tipo de instalaciones.

Sí, ya te has dado cuenta de lo complejo que sería tener en plantilla en las empresas a técnicos de cada uno de los tipos de instalaciones, salvo en casos concretos en los que sí que puede llegar a tener sentido.

Lo más habitual es que las empresas no tengan en plantilla electricistas, fontaneros, técnicos de aire… sino que tengan a alguien que tan pronto intervenga en las tuberías de los aseos como en los cuadros eléctricos de la oficina.

Evidentemente, se está obviando el perfil técnico, ya que la formación de un fontanero es diferente de la de un electricista, y se trata por tanto de perfiles profesionales diferentes.

Si se buscaran perfiles técnicos, habría que tener en platilla al menos a una persona por cada tipo de instalación, y claro, no tiene mucho sentido, ya que hay instalaciones sobre las que solo se actúa de manera puntual y estarían sin nada que hacer durante la mayor parte de su tiempo.

Así que contratan a una persona que vaya actuando sobre todo lo que pase en cada instalación, obviando la cualificación técnica.

Eso es a lo que se refieren con «técnico de instalaciones».

¿Y cómo se mezcla el perfil de trabajos técnicos con el de Facility Manager?

Pues sí, van un paso más lejos, y entonces se llega a la mezcla de perfiles de trabajos técnicos manuales con el de la gestión, que conciben como añadido fácil o como algo secundario.

Básicamente, hay ofertas de trabajo que convierten cualquier trabajo en Facility Manager mediante 2 mecanismos habituales:

  • Que hable inglés
  • Que maneje ciertos programas informáticos

Es evidente que esto no lleva a nada bueno.

Es el mismo tipo de personas que piensa que un arquitecto debe saber manejar una grúa.

Por suerte, en muchos lugares la Ley laboral se encarga de evitar que los arquitectos manejen grúas, ya que se exige un carnet específico para ello y el hecho de tener el título de Arquitectura no convalida el carnet de gruista.

Del mismo modo, los(as) Facility Managers no saben soldar tuberías ni arreglar máquinas de aire…

Su trabajo es gestionar.

Entonces, llegamos a un punto interesante en que hay departamentos de HR que entienden esto a medias, y entonces elaboran perfiles que «cubran todo».

Así, vemos ofertas de empleo en las que se pide, para un mismo perfil, que pueda elaborar planes de gestión para la optimización del lugar de trabajo, y además, que sepa arreglar cuadros eléctricos y máquinas de aire, fontanería, y por supuesto, hable inglés y maneje ciertos programas informáticos.

Además, dicen que buscan perfiles cualificados, cuando lo discutible, realmente, es la cualificación de quien elabora el perfil… pero de eso ya hablaremos en otro momento.

¿Cuál es tu experiencia?

Como siempre, nosotros te contamos nuestra experiencia, pero lo enriquecedor será leer tus comentarios acerca de las experiencias qua hayas tenido tú.

Cuéntanos…

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.