El amueblamiento de tu oficina sí es proyecto.

amueblamiento de tu oficina-proyecto

Incluso entre los diseñadores profesionales de oficinas es probable que hayas oído el despectivo comentario: “eso no es proyecto, es amueblamiento”.

Mal comienzo.

El proyecto no solo son tabiques.

Es curioso que, a estas alturas, siga habiendo una concepción de lo que es un proyecto que viene a ser un dibujo en el que se trazan líneas que simbolizan el trazado de las particiones.

Y digo bien, hablando de particiones en lugar de hablar de tabiquería porque, sobre todo si hablamos de oficinas, no todas las particiones son tabiques, pues hay otros tipos, como pueden ser las mamparas…

 

El amueblamiento no es solo “poner mesas”.

Por otro lado, no es tan extraño encontrar quien piensa que en los planos no se dibujan las mesas, porque las mesas son muebles y “ya las pondrá el propietario como quiera”, y las cambiará siempre que le apetezca, por lo cual no merece el esfuerzo siquiera dibujarlas, porque “es amueblamiento, no es proyecto”.

Te recomiendo que eches un vistazo al artículo de esta misma web “Dale importancia al mobiliario de tu oficina“, para que valores el calado del amueblamiento en el habitar de tu oficina.

El amueblamiento marca cómo realmente las personas van a vivir y usar tu oficina en el nivel más directo.

 

Diferencia entre “Amueblamiento” y “Mobiliario”.

Como precisión, simplemente mencionar que cuando hablamos de “Amueblamiento”, nos estamos refiriendo a cómo disponer y usar el mobiliario, que son las piezas en sí.

En general, hablar de “Mobiliario” supone hablar de características de un objeto, o de fabricación, mientras que el “Amueblamiento”, como ves, lleva implícito el concepto de “Proyecto” en su propia definición.

 

Definir tu oficina con los muebles.

El amueblamiento de tu oficina es proyecto, y es realmente fácil de ver.

Piensa en cualquier local de oficina, completamente diáfano, sin particiones.

¿Te parece la misma oficina si está llena de mesas de trabajo, o si tiene una gran parte de la superficie con sofás y butacas…?

No solamente estamos hablando de distribución de espacios, sino del carácter que tiene la oficina en sí, y que en un buen proyecto de oficina viene a reflejar los valores de la empresa, al menos en la manera de trabajar.

 

Es necesario conocer, y por eso es más fácil ignorarlo: pero no debes.

A lo largo de mi carrera, me he encontrado con muchos (más de los que cabría pensar) profesionales del diseño que dibujan planos con medidas de mesas que no son estándar.

Efectivamente, pueden hacerse muebles especiales, a medida, etc…

El problema es cuando no se hace con intención, sino por desconocimiento.

El proyectista que dibuja la mesa del tamaño que se le ocurre y piensa que “es una mesa, ya la hará un carpintero o quien sea”, no está haciendo “amueblamiento”, y por tanto, no está “proyectando”, sino simplemente haciendo un dibujo.

Sí, es más fácil dibujar así que tener en cuenta la realidad, y que hay mesas de muchos tamaños en la Industria, para hacer el proyecto: pero luego el cliente, TÚ, se encuentra con el problema (disponibilidad, definición, costes, plazos de entrega…).

 

La Normativa afecta al amueblamiento de tu oficina.

Piensa, por ejemplo, en el ancho mínimo que marca la norma de evacuación (como puede ser la de protección ante incendios) que rige en tu localidad o en tu país.

¿Especifica que el ancho se refiere a “ancho entre tabiques”, o se refiere a ancho de pasillo como el espacio libre para que circulen las personas?

Es decir, que no puedes poner las mesas como quieras, sino que has de respetar la Normativa exactamente igual que con el resto de elementos que conforman tu oficina, pues influye en cómo se vive, cómo se usa… y mucho.

En el ejemplo del pasillo, si ha de tener un ancho determinado, si está configurado con mesas, éstas han de estar dispuestas de tal manera que se respete ese ancho de pasillo.

 

Tiempo y coste.

El mobiliario tiene un coste, y tiene un plazo de entrega.

Cuando se hace un proyecto que va a tener una realización material, el mobiliario, en el caso de una oficina, es de lo último que se instala, pero de las cosas que tiene un plazo más largo de entrega: de las primeras cosas que se han de encargar…

Y si tienes ocasión de hacer números y ver la relevancia de lo que te cuesta el mobiliario dentro de una obra, es probable que se te despeje cualquier duda acerca de la atención que debes prestarle.

 

No caigas tú en esa actitud.

No te dejes llevar por el tipo de afirmaciones como la de pensar que el amueblamiento no es hacer un proyecto.

El amueblamiento de tu oficina sí es proyecto.

 

Tu caso.

Ya sabes que, como siempre, lo que importa es TU caso en concreto.

Si quieres que hablemos, solamente tienes que contactar con nosotros.

Contactar con EASAEDRO

 

Leer más artículos

 

Share